Conferencia de Prensa Conmemorando un Año en Nicaragua

La Embajadora Dogu en conferencia de prensa conmemorando un año en Nicaragua

Discurso de la Embajadora Laura F. Dogu
Managua, 3 de octubre del 2016

Durante el primer año desde mi llegada a Nicaragua, he tenido el gusto de conocer una buena parte de este lindo país y a muchos de sus talentosos compatriotas.

A través de nuestros programas, he tenido la oportunidad de trabajar con gente de todos los sectores– incluyendo miembros de la sociedad civil y del sector privado; políticos; comunidades indígenas; activistas de derechos humanos; gente con capacidades diferentes y muchos más.

He viajado a Bluefields y a Puerto Cabezas, a Matagalpa y Estelí, a León y Granada.

He visitado sus playas, montañas, plantaciones de café, volcanes, mercados, vecindarios y escuelas. Mi respeto y cariño por Nicaragua y los nicaragüenses va creciendo día a día.

La relación entre el pueblo de Estados Unidos y el pueblo de Nicaragua sigue siendo fuerte.

El año pasado, el gobierno de Estados Unidos brindó a Nicaragua más de 40 millones de dólares en una amplia gama de programas de ayuda a sus ciudadanos. Este financiamiento apoya una Nicaragua más próspera, segura y democrática. Incluye apoyo a emprendedores y productores, al fortalecimiento del sistema educativo, y apoyo alimentario para contribuir a sacar a la gente de la pobreza y brindarle oportunidades para el futuro.

Asimismo, incluye fondos para fortalecer los sistemas de salud, para la preparación ante desastres y para los esfuerzos destinados a la lucha contra el narcotráfico con el propósito de mantener a Nicaragua segura y preparada para responder a las emergencias.

También incluye programas para enseñar a los jóvenes habilidades de liderazgo y para proteger los derechos humanos. Este apoyo no incluye las donaciones que brindan los ciudadanos particulares y las ONG estadounidenses.

Cada año, los ciudadanos estadounidenses donan a los nicaragüenses millones de dólares en bienes. Equipos especiales para los bomberos, camiones de bomberos, ambulancias, lentes especiales, brigadas médicas y mucho más.

Esta semana, la organización Wisconsin/Nicaragua Partners va a entregar una donación con un valor superior a los 100 mil dólares en equipos y suministros médicos, así como equipos destinados al entrenamiento vocacional.

Éste es solo un pequeño ejemplo de la cantidad de donaciones que los ciudadanos estadounidenses brindan cada año al pueblo de Nicaragua. Es una demostración contínua del compromiso que el pueblo de Estados Unidos mantiene con el pueblo nicaragüense.

Durante las dos últimas semanas que estuve en Washington, de visita con mi familia me reuní con diferentes funcionarios del gobierno de Estados Unidos. Con miembros del Congreso, funcionarios del Departamento de Estado y de otras oficinas y agencias del gobierno.

Nicaragua está en el radar  y muchas personas están interesadas en Nicaragua. Les hablé sobre el trabajo que estamos realizando en conjunto con la gente de Nicaragua.

Les hablé sobre los buenos trabajadores y empresarios nicaragüenses que he conocido que quieren una mejor vida para ellos y sus hijos.

Hablamos sobre el singular acuerdo que existe entre el gobierno, el sector privado y los trabajadores para promover políticas de crecimiento económico.

Conversamos sobre la colaboracion bilateral dirigida a los temas de seguridad con énfasis en la lucha contra el narcotráfico y el flujo de migrantes. También les expliqué sobre la elecciones en Nicaragua.

Muchos en Washington se encuentran preocupados sobre el estado de la democracia en Nicaragua. Me reuní con demócratas y republicanos tanto en la cámara de representantes como en el Senado.

Mientras algunos han estado al tanto de Nicaragua por muchos años, hay otros que no. Me sorprendió enterarme del profundo conocimiento que tienen sobre Nicaragua y de lo que esta ocurriendo aquí. Muchos de ellos nunca han sostenido reuniones con nicaragüenses, pero estan bien informados y mostraron su preocupación.

La Cámara de Representantes de Estados Unidos tenía tanta preocupación sobre la situación de Nicaragua que aprobó de forma unánime el NICA Act, el cual daría instrucciones al Presidente Obama y sus agencias de gobierno para oponerse a cualquier préstamo que las instituciones financieras internacionales brinden en beneficio del gobierno de Nicaragua, a menos que el gobierno tome medidas efectivas para fortalecer la democracia.

Muchos de los fondos disponibles de las instituciones financieras internacionales provienen de los impuestos que pagan los estadounidenses y los miembros del congreso expresaron que no creen que estos fondos deberían beneficiar a un gobierno que no escucha a sus ciudadanos.

El NICA Act, de convertirse en ley, requeriría que el Departamento de Estado informe sobre la corrupción y las violaciones a los derechos humanos en Nicaragua y que el Departamento del Tesoro informe sobre la efectividad del uso de los fondos en el país.

Comprendo que muchos en Nicaragua están a la expectativa de si el NICA Act será aprobado en el Senado y si el Presidente Obama lo firmará para convertirlo en ley.

El Poder Ejecutivo, incluyendo la Casa Blanca, el Departamento de Estado, y la Embajada ha expresado en repetidas ocasiones su preocupación sobre el estado de la democracia en Nicaragua. Sin embargo, debido a la separación de poderes, entre el Congreso y el Presidente, el departamento de estado no puede comentar sobre legislaciones que aún no han sido aprobadas. Hemos escuchado la posición de muchos nicaragüenses sobre este proyecto de ley.

Quiero hacer unas aclaraciónes: el NICA Act, en su forma actual, no incluye disposiciones relacionadas con el CAFTA, aunque durante una reciente audiencia sobre Nicaragua en el congreso muchos congresistas cuestionaron si Nicaragua debería seguir beneficiándose.

El Acta, como actualmente está redactada, se refiere a préstamos de organizaciones financieras internacionales y no se trata, como se ha reportado en varios lugares, de un embargo económico.

Regreso a Nicaragua con energías renovadas para continuar con nuestro compromiso con el pueblo de Nicaragua. Vamos a continuar el trabajo que hacemos aquí para promover una Nicaragua próspera, segura y democrática.